Tu Testimonio: Impactando a Otros

salv08 Tu Testimonio: Impactando a Otros

Este folleto explica la importancia de tener y mantener un buen testimonio delante del Señor.

Tu Testimonio: Impactando a Otros
Por David Cox
[salv08] v1r ©2008 http://www.folletosytratados.com
Se puede fotocopiar e imprimir libremente este folleto.
____________

1Pe 2:11-12 Amados, yo os ruego como a extranjeros y peregrinos, que os abstengáis de los deseos carnales que batallan contra el alma, manteniendo buena vuestra manera de vivir entre los gentiles; para que en lo que murmuran de vosotros como de malhechores, glorifiquen a Dios en el día de la visitación, al considerar vuestras buenas obras.

¿Cómo es tu testimonio, o sea, el impacto del ejemplo de tu vida en las vidas de los demás que te observan? Esto es tu testimonio.

Es triste en nuestro día que la mayoría de los cristianos nunca piensan en su testimonio en ninguna manera por que no les importa el impacto que su testimonio tenga en las vidas de otros, y muchos ni saben lo que es un “testimonio cristiano”. Cada cristiano tiene un testimonio que es como esta persona impacta al mundo por Cristo, es el ejemplo que está dejando a los demás y es muy importante. Hay otra gente que siempre te ven en como vives la vida y ellos imitan a tu testimonio sea bueno o sea malo.




Nuestra Confesión de Cristo.

Mateo 10:32-33 A cualquiera, pues, que me confiese delante de los hombres, yo también le confesaré delante de mi Padre que está en los cielos. Y a cualquiera que me niegue delante de los hombres, yo también le negaré delante de mi Padre que está en los cielos.

Debemos entender desde el principio que la salvación es una relación personal e individual con el Salvador, y de ser salvo se envuelve muy fuertemente a dar confesión o a dar testimonio de tu Salvador públicamente. Sin esta expresión pública de tu fe en Jesucristo, Jesús va a negarte en el día del juicio.

1 Pedro 2:9 Mas vosotros sois linaje escogido, real sacerdocio, nación santa, pueblo adquirido por Dios, para que anunciéis las virtudes de aquel que os llamó de las tinieblas a su luz admirable;

Además de confesar tu fe en Jesucristo, la salvación es explícitamente algo en que tú anuncias las virtudes de Dios a todos. Este anuncio es por medio de cómo vives la vida. Por esto la Biblia habla tanto de cómo debemos vivir como cristianos.

Mateo 5:16 Así alumbre vuestra luz delante de los hombres, para que vean vuestras buenas obras, y glorifiquen a vuestro Padre que está en los cielos.

Toda la Biblia se enfoca en este asunto de que la salvación es verdadera. Si nuestra salvación nos salva del pecado, o sea, es el remedio del pecado, entonces debe funcionar tanto en el día del juicio que actualmente en nuestras vidas diarias. Esto se llama santificación. Dios va quitando la mugre del pecado, lavándonos y limpiándonos de nuestros pecados cada día. Siempre vamos a tener problemas con las tentaciones en esta vida, pero la vida de un cristiano debe ser un ejemplo del poder de la victoria en Jesucristo.




“Cristiano” = Ejemplar de Cristo

Hechos 11:26 a los discípulos se les llamó cristianos por primera vez en Antioquía.

Mientras el mundo vive como quiere, los cristianos viven el ejemplo de Cristo, como pequeños Cristos. Significa algo importante y fuerte de ser llamado por el nombre de Cristo. Agripa no entró ligeramente en el cristianismo por que él entendió que es algo importante y fuerte de identificarse con Cristo. “Por poco me persuades a ser cristiano” Hechos 26:28. No debemos seguir su vacilación de identificarnos con Cristo, pero debemos entrarlo con arrepentimiento, o sea, de cambiar cualquier cosa que Dios nos indica que tenemos que cambiar. De ser cristiano es de estar en guerra en contra del pecado, y de dedicarse a cumplir totalmente con la voluntad de Dios.

Fil 2:15 para que seáis irreprensibles y sencillos, hijos de Dios sin mancha en medio de una generación maligna y perversa, en medio de la cual resplandecéis como luminares en el mundo;

Nuestras vidas espirituales y nuestro carácter moral es el campo de batalla para nosotros como cristianos. Muchos cristianos han entregado la batalla a Satanás, y ellos han dejado a Satanás la victoria sin luchar. Dios quiere que seamos irreprensibles y sin mancha delante del mundo. Veo a tantos cristianos que han tomado la actitud que nunca van a vencer el pecado, entonces ni tratan de pelear. ¡Qué triste que no sigan el ejemplo bíblico de pelear hasta la muerte!

El Sacrificio hasta la Muerte

Apoc 12:11 Y ellos le han vencido por medio de la sangre del Cordero y de la palabra del testimonio de ellos, y menospreciaron sus vidas hasta la muerte.

Los cristianos ejemplares de la Biblia quisieron “vivir a Cristo en su vida” tanto que hasta al morir, ellos menospreciaron sus propias vidas, estos cristianos tuvieron el testimonio de vencer el pecado. En Hebreos 11, Dios exalta a los hombres de fe, quienes “alcanzaron buen testimonio” (11:2). Todo su enfoque era de dar testimonio de la verdad de su Salvador por como ellos vivieron delante de los demás.

Con sus ejemplos tan brillantes y espirituales delante de nosotros, es altamente hipócrita y triste que los cristianos hoy en día hacen tan poquito y toman tan ligeramente su fe cristiana. Por ejemplo, los cristianos hoy en día no asisten a su iglesia por cualquier razón ridícula e insignificante que sea. Simplemente no les importan las cosas de Dios, ni su testimonio. Los nuevos convertidos vienen a ver la falta de fidelidad en los cristianos supuestamente maduros, y ellos igualmente no llegan fielmente, o no llegan a tiempo. Estos grandes héroes de la fe dieron sus vidas en testimonio de qué bueno es su Salvador. Ellos fueron descubiertos, recibieron castigos, y luego unos murieron por el simple orar (como Daniel), o por reunirse con los hermanos en el día del Señor (como bajo el emperador Nerón). Con una historia y ejemplo tan grande delante de nosotros para imitar, ¿Cómo puede ser que los cristianos hoy en día demuestren una vida tan vacía de fuerza y ganas?




La Integridad del Carácter Moral

Vemos en la vida de Job a un creyente que defendió hasta la muerte su integridad. Uno de los amigos de Job le preguntó, “¿No es tu esperanza la integridad de tus caminos?” (4:6). O sea, para Job, la sinceridad de su fe delante de Dios se veía claramente por que fielmente se pegó al camino de Dios. Job luego dijo, “Hasta que muera, no quitaré de mí mi integridad” (27:5). También oró Job, “Péseme Dios en balanzas de justicia, y conocerá mi integridad.” (31:6). De no ser sincero con Dios es de engañarse a sí mismo en pensar que uno es salvo cuando realmente no lo es. Toda la sinceridad de uno gira alrededor de que prioridad se pone sobre los mandamientos de Dios y la voluntad de Dios, que lugar ocupa en su vida realmente. La fe verdadera se ve por lo que fielmente practicas diariamente, en tu vida.




Fidelidad en Todo

Nosotros somos administradores de los misterios de Dios. (1Cor 4:1-2), y teniendo la carga de Dios para diseminar el evangelio y las verdades de Dios, hay una gran responsabilidad en como desempeñamos esta que Dios nos ha dado. De tener actualmente la salvación implica de llevarla a otros. De ser el representante del gran Rey de Reyes, Señor de Señores, significa que no debemos conducir nuestras vidas “como caiga”, sino debemos esforzarnos y planear siempre tener un buen testimonio para nuestro Salvador.

Lo que Dios requiere de nosotros es fidelidad en todo “Ahora bien, se requiere de los administradores, que cada uno sea hallado fiel.” (1 Corintios 4:2). Hay unas pocas cosas en que podemos demostrar fidelidad espiritual, y vale la pena mencionar al menos unas: el orar diariamente, el leer y estudiar la Biblia diariamente, el asistir y participar en tu iglesia en cada servicio que tenga, el testificar de Cristo a los inconversos cada oportunidad que se presenta, el trabajar para sostenerse a sí mismo y a su familia, el ser fiel en sus finanzas, y no gastarlo en cosas sin valor eterno, sino sacrificando para la obra de Dios, para que salga adelante, el resistir la tentación, por huir de los lugares y las personas que te causan tentación y acudir a hermanos que te ayudan en tu vida cristiana.




El Secreto de Tener un Buen Testimonio

El secreto de tener un buen testimonio es de entender que no podemos lograrlo con nuestros propios esfuerzos, sino tenemos que entregar la lucha a Dios para que Dios nos dé de su poder, y podamos vivir en victoria. Dios nos da de su poder porque la promesa de Dios es que cada creyente tendrá el Espíritu de Promesa y Poder para siempre morando adentro de sí desde el momento que creemos. Hechos 1:8 “pero recibiréis poder, cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo, y me seréis testigos”. Pablo encontró este secreto cuando dejó de obrar en la carne, y dejó que Dios manifestara su poder en él.

2Co 12:9-10 Y me ha dicho: Bástate mi gracia; porque mi poder se perfecciona en la debilidad. Por tanto, de buena gana me gloriaré más bien en mis debilidades, para que repose sobre mí el poder de Cristo. Por lo cual, por amor a Cristo me gozo en las debilidades, en afrentas, en necesidades, en persecuciones, en angustias; porque cuando soy débil, entonces soy fuerte.

El secreto es de dejar que Dios tome el control de nuestras vidas, seguir lo que Dios manda en su Palabra, y dejemos de tratar de entender todo y controlar todo. Simplemente obedecemos a Dios en todo. Para hacer esto tenemos que ser dedicados a estudiar la palabra de Dios, entenderla, y vivirla siempre por medio de nuestras vidas.

Ef 5:5-6 Porque sabéis esto, que ningún fornicario, o inmundo, o avaro, que es idólatra, tiene herencia en el reino de Cristo y de Dios. Nadie os engañe con palabras vanas, porque por estas cosas viene la ira de Dios sobre los hijos de desobediencia.

Son muy amenazadores los muchos pasajes como este donde Dios prohíbe y desmiente la idea que los cristianos con pesadísimos testimonios realmente son salvos. De caer en pecado ocasionalmente es algo que va a pasar (1Juan 1:8-10), pero la gente que practica el pecado no son salvos. Al verdadero cristiano su testimonio le importa mucho, y entonces lo cuida celosamente.

El que practica el pecado es del diablo; porque el diablo peca desde el principio. Para esto apareció el Hijo de Dios, para deshacer las obras del diablo. Todo aquel que es nacido de Dios, no practica el pecado, porque la simiente de Dios permanece en él; y no puede pecar, porque es nacido de Dios. 1 Juan 3:8-9




Salv08 Guardando tu Testimonio Cristiano
Salv08 Guardando tu Testimonio Cristiano
salv08-cox-testimonio-v2.pdf
Version: 2
166.5 KiB
771 Downloads
Detalles
Salv08 Testimonio
Salv08 Testimonio
salv08-cox-testimonio-v2-RVG-min.pdf
Version: 2
76.8 KiB
105 Downloads
Detalles