eb12 El Día de Reposo

En este folleto examinamos el día del Señor o el Día de reposo. TEMAS: -En la Creación; Reposar: Lograr sin Obrar.; El Día de Reposo Oficialmente Establecido; Ejemplos Claros de Cultos Dominicales; Los Padres para el Domingo; ¿Qué es lo que NO debemos hacer?; -No Trabajar.; -No es para diversion.; -No es descansar y estar ocioso; ¿Qué debemos hacer?; -Hazlo santo.; -Asiste cultos, aprende de Dios.; -Adorar y Alabar a Dios.; -Dar ofrendas a Dios; -¿Y si no puedo?;

El Día del Señor
El Día de Reposo

Por David Cox

[eb12] v1 ©2013 www.folletosytratados.com
Se puede fotocopiar e imprimir libremente este folleto

Marcos 2:27 También les dijo: El día de reposo fue hecho por causa del hombre, y no el hombre por causa del día de reposo. 28 Por tanto, el Hijo del Hombre es Señor aun del día de reposo.

El día de reposo es un don que Dios dio al hombre desde la fundación del mundo. No es un espacio para actividades normales, tampoco es un lapso solo de flojera. El día de reposo es también el día del Señor, en el que entregamos todo un día de cada semana al Señor, para meditar en Él y adorarle. (No solo unas pocas horas a la semana o al mes).




En la Creación

Gén 2:2 Y acabó Dios en el día séptimo la obra que hizo; y reposó el día séptimo de toda la obra que hizo. 3 Y bendijo Dios al día séptimo, y lo santificó, porque en él reposó de toda la obra que había hecho en la creación.

Dios hizo la creación en seis días. Pero el relato bíblico, nos indica que Dios creó algo cada día.

El séptimo día, Dios instituyó el principio de reposar de sus obra. El séptimo día no fue reconocido por “una obra” que Dios hizo, sino porque “NO laboró”. El principio que Dios creó fue el precepto de no trabajar, y apartar un lapso especial (haciéndolo santo). Muchos cristianos parecen haber perdido ese concepto. Dios no “descansó” porque estuviera cansado, lo hizo para asignar un principio espiritual.

Éxo 31:13 Tú hablarás a los hijos de Israel, diciendo: En verdad vosotros guardaréis mis días de reposo; porque es señal entre mí y vosotros por vuestras generaciones, para que sepáis que yo soy Jehová que os santifico.

La práctica de observar un día de reposo para adorar y alabar a Dios, en el que no trabajamos ni reparamos en nuestros propios deseos, es la marca de un hijo de Dios. El concepto era vigente desde la creación. Esto fue un principio, absolutamente no vinculado con el día, sino que fue sábado bajo la ley y domingo bajo la gracia.




Reposar: Lograr sin Obrar

Heb. 4:1 Temamos, pues, no sea que permaneciendo aún la promesa de entrar en su reposo, alguno de vosotros parezca no haberlo alcanzado. 2 Porque también a nosotros se nos ha anunciado la buena nueva como a ellos; pero no les aprovechó el oír la palabra, por no ir acompañada de fe en los que la oyeron. 3 Pero los que hemos creído entramos en el reposo…

En este “extraño” pasaje, Dios nos enseña que el reposo, es de hecho lo mismo que la fe. Hay una situación donde la persona “NO PUEDE”, las personas deben confiar en el poder de Dios para cumplir algo, y dejar de obrar el mismo.

Debemos dejar actividades y “buenas obras” en que nos afanamos, para ganar el cielo por crecer la Palabra en nosotros. (Mat 13:22 pero el afán de este siglo y el engaño de las riquezas ahogan la palabra, y se hace infructuosa). El obrar no sirve, solo la fe. La fe, es dejar nuestros esfuerzos para que Dios realice Sus promesas en nosotros. Si obedecemos su voluntad, Dios nos concede la salvación. El Reposo es un tipo de fe, es decir, un símbolo o representación de la fe que salva. Practicamos la fe al no trabajar y dedicar el día domingo totalmente a Dios.

Heb. 4:3b de la manera que dijo: Por tanto, juré en mi ira, No entrarán en mi reposo; aunque las obras suyas estaban acabadas desde la fundación del mundo.4 Porque en cierto lugar dijo así del séptimo día: Y reposó Dios de todas sus obras en el séptimo día.5 Y otra vez aquí: No entrarán en mi reposo. 6 Por lo tanto, puesto que falta que algunos entren en él, y aquellos a quienes primero se les anunció la buena nueva no entraron por causa de desobediencia

Dios nos manda trabajar seis días para hacer nuestra parte y luego descansar al séptimo, confiando que Dios nos proveerá lo suficiente en seis días para abstecer la semana. El punto es muy importante: es fácil que el trabajo llege a dominar nuestras vidas, tanto, que llega a ser un ídolo. Las formas espirituales de detener esto son (1) observar el día de reposo (adorar, sin el trabajo normal). (2) diezmar para reconocer a Dios como nuestro Rey y Señor. Es un día de olvido total al mundo, y abstraerse en Dios

Heb. 4:8 Porque si Josué les hubiera dado el reposo, no hablaría después de otro día. 9 Por tanto, queda un reposo para el pueblo de Dios. 10 Porque el que ha entrado en su reposo, también ha reposado de sus obras, como Dios de las suyas.

El principio de no trabajar como muestra de fe y confianza en Dios, es el punto medular de esta doctrina. El versículo 8 parece indicar que Dios tuvo en mente “otro día” en lugar del sábado en los tiempos de Josué, porque los Israelitas no pudieron entender el principio del día de reposo.




El Día de Reposo
Oficialmente Establecido

Col 2:16 Por tanto, nadie os juzgue en comida o en bebida, o en cuanto a días de fiesta, luna nueva o días de reposo, 17 todo lo cual es sombra de lo que ha de venir; pero el cuerpo es de Cristo. Dios indicó desde el AT, que el día de reposo es una sombra de otra realidad manifestada en el NT.

Éxo 20:8 Acuérdate del día de reposo para santificarlo.9 Seis días trabajarás, y harás toda tu obra; 10 mas el séptimo día es reposo para Jehová tu Dios; no hagas en él obra alguna, tú, ni tu hijo, ni tu hija, ni tu siervo, ni tu criada, ni tu bestia, ni tu extranjero que está dentro de tus puertas. 11 Porque en seis días hizo Jehová los cielos y la tierra, el mar, y todas las cosas que en ellos hay, y reposó en el séptimo día; por tanto, Jehová bendijo el día de reposo y lo santificó.

El cuarto mandamiento está vinculado con la creación del mundo, desde que Dios estableció el principio del reposo. El autor de Hebreos explica que esto es la fe en el NT.

Santificarlo. De todos nuestros días, Dios quiere que separemos el domingo para hacerlo un día especial delante del Señor. Isa 58:13 Si retrajeres del día de reposo tu pie, de hacer tu voluntad en mi día santo, y lo llamares delicia, santo, glorioso de Jehová; y lo venerares, no andando en tus propios caminos, ni buscando tu voluntad, ni hablando tus propias palabras, Como tratamos el día del Señor (ya sea carga o delicia), es un reflejo de como vemos a Dios. Para el cristiano debe ser delicia.




Ejemplos Claros de Cultos Dominicales

Juan 20:1 El primer día de la semana…19 Cuando llegó la noche de aquel mismo día, el primero de la semana…26 Ocho días después, estaban otra vez sus discípulos dentro, y con ellos Tomás. Llegó Jesús, estando las puertas cerradas, y se puso en medio y les dijo: Paz a vosotros.

Hechos 20:7 El primer día de la semana, reunidos los discípulos para partir el pan, Pablo les enseñaba, habiendo de salir al día siguiente; y alargó el discurso hasta la medianoche.

La iglesia primitiva se congregaba el primer día de la semana para adorar y alabar a Dios, la cena del Señor se observaba los días domingos.

1ª Cor 16:2 Cada primer día de la semana cada uno de vosotros ponga aparte algo, según haya prosperado, guardándolo, para que cuando yo llegue no se recojan entonces ofrendas.

Es lógico que el día en que se reunía la iglesia para sus cultos, se recogían las ofrendas. Sería ilógico reunirse en sábado y recoger las ofrendas en domingo.

Apoc 1:10 Yo estaba en el Espíritu en el día del Señor, y oí…

Juan usó la frase, “el día del Señor” como algo muy común para los que leían su carta. El día del Señor Jesucristo es el domingo, cuando Él resucitó.




Los Padres para el Domingo

La Didaché 14:1 (1° siglo) mandó congregarse “en el día del Señor”. Igualmente mencionó la epístola de Bernabé. Ignacio (110) mencionó el cambio de sábado a domingo en la epístola a los Magnesios 9. Justino Mártir mencionó que esa práctica fue para todos los de su tiempo (“Primera Apología, capítulo 67), y en 361 DC, la práctica fue ordenada a todos en la iglesia. Justino Mártir mencionó que los cristianos dejaron de observar los sábados definitivamente (Ibíd.), respetando solamente los días domingo. Por el 321, Constantino decretó como ley que el día de reposo era oficialmente el domingo.




¿Qué es lo que NO debemos hacer?

No Trabajar. Exo 5:5 Dijo también Faraón: He aquí el pueblo de la tierra es ahora mucho, y vosotros les hacéis cesar de sus tareas. Dios mandó a Moisés enfrentar a Faraón, y parte de ese asunto, era la práctica de hacer trabajar a los Israelitas los siete días de la semana. Exo 20.10 era claro, “no hagas en él obra alguna”. Según Éxodo 20:10, la suspensión de labores debe extenderse a todos los que estén bajo tu control incluyendo esclavos, empleados, y aun los animales debían descansar de su labor. Esto llegó a significar la preparación de la comida, que exige prepararla de antemano.

No es para Diversión. Hay mucha diferencia entre divertirse y observar el reposo. El día no es para que nos divirtamos, es para Dios.

No es descansar y estar ocioso. Muchos están de acuerdo en no hacer nada los domingos. Esto incluye no asistir a la iglesia tampoco. Desde luego, esta no era la intención de Dios al dar ese mandamiento, sino precisamente lo opuesto.




¿Qué debemos hacer?

Hazlo santo. Éxodo 20:8 La idea de “ser santo” o hacer algo santo, es hacerlo diferente a lo demás. En el reposo uno no hace cosas mundanas como cualquier otro día, (el quehacer doméstico, u otras cosas para la casa o el auto).

Asiste cultos, aprende de Dios.Hechos 20:7 Pablo enseñó a los hermanos un domingo, como era la práctica de la iglesia. Observamos que Jesús aparecía varias veces el primer día de la semana en cultos de la iglesia. Ve Heb 10:25 y 1ª Cor 11:18, compare con 1ª Cor 16:1.

Adorar y Alabar a Dios. Apocalipsis 1.10 habla de Juan y la visión que Dios le dio un domingo en la iglesia. Meditar sobre las Escrituras es válido y obligatorio, también cantar alabanzas (himnos).

Dar ofrendas a Dios. Hechos 20:7 Dios nos manda llevar nuestras ofrendas con nosotros a la iglesia en el día del Señor.

¿Y si no puedo? Hay ocasiones en que un cristiano tiene que estar por obligación en otros asuntos en el día domingo. De todos modos debe concentrar sus pensamientos en Dios. Debe además, intentar dejar empleos que le obliguen a trabajar los domingos.

Hebreos 4:11 Procuremos, pues, entrar en aquel reposo, para que ninguno caiga en semejante ejemplo de desobediencia.

Parece una contradicción, pero tenemos que trabajar (esforzarnos y tener cuidado) para observar correctamente el día del Señor. 

Véase también




Download “eb12-cox-dia-de-reposo-v1.2.pdf” eb12-cox-dia-de-reposo-v1.2.pdf – Downloaded 7 times – 229 KB

Download “eb12-cox-dia-de-reposo-v2.pdf” eb12-cox-dia-de-reposo-v2.pdf – Downloaded 6 times – 148 KB

Más Folletos sobre Estudiante Bíblico

¿Quién es David Cox?

Eb12 El Día de Reposo
Eb12 El Día de Reposo
eb12-cox-dia-de-reposo-v1.2.pdf
Version: 1.2
229.3 KiB
609 Downloads
Detalles