Ort07 Fundamentalismo: y la Autoridad de Dios

Fundamentalismo: y la Autoridad de Dios es un folleto explicando la diferencia entre fundamentalismo cristiano y el liberalismo. El fundamentalista tiene una alta vista hacia las Escrituras y el Liberal una vista baja.

Fundamentalismo: y la Autoridad de Dios es un folleto explicando la diferencia entre fundamentalismo cristiano y el liberalismo.

Por David Cox

[ort07] v1 ©2022 www.folletosytratados.com/
Se puede fotocopiar e imprimir libremente este folleto




Juan 10:35 Si llamó dioses a aquellos a quienes vino la palabra de Dios (y la Escritura no puede ser quebrantada),

En discutir con los fariseos, los fariseos tomaron ofensa que Jesús clamó de ser Dios. En Salmo 82 (que cita Jesús), el salmista usó el terminó “dioses” para los en posiciones de autoridad en el gobierno, y Jesús afirma que Dios Todopoderoso va a hacer cuentas un día con aun las déspotas de ellos. No supieron como contestarle. Pero en sus palabras, Jesús declaró la autoridad inviolable de las Escrituras. Sus declaraciones no se pueden ser incorrectos. Es de confianza de creer en ellas.

La Certeza de la Biblia

Mateo 5:17 No penséis que he venido para abrogar la ley o los profetas; no he venido para abrogar, sino para cumplir. 18 Porque de cierto os digo que hasta que pasen el cielo y la tierra, ni una jota ni una tilde pasará de la ley, hasta que todo se haya cumplido.

Jesús tuvo una vista hacia las Escrituras que es imposible que sus declaraciones, promesas, profecías, y aceraciones no pueden ser la verdad, que es imposible que no llegan a cumplirse todo escrito en ello. Por el término de “fundamentalismo”, queremos acertar igualmente que creemos en la autoridad y verdad de las Escrituras.

Liberalismo contra Fundamentalismo

Desde los 1800s empezó un movimiento llamado liberalismo que afirmaba que solamente dichos sobre la salvación son ciertos, y lo de más de la Biblia puede tener error, mitos, o ideas confusas que no son ciertas. Tomaron una vista baja de la Biblia que contiene verdad y contiene errores, presentando uno al lado del otro, y es para cada uno a aceptar o rehusar cada parte (si no le cae bien). Los que creen en la Biblia, que es cierto, fueron llamados fundamentalistas. Dicen que la Biblia es todo inspirado (tiene la respiración o espíritu de Dios).

Dios ciertamente reporta las mentiras que Satanás dijo a Eva. De entender el relato, uno tiene que aceptar que como Dios nos informó de los hechos y dichos son correctos, aunque no nos obliga a creer estas mentiras de Satanás. Toda gira alrededor de tomar el relato en su contexto, y no ser loco o ridículo sobre el contexto.

Satanás sabe que su lucha es ganada antes de empezar la lucha si él puede hacer la persona de dudar lo que ha dicho Dios. El liberal pone las mentiras de Satanás en la boca de Dios, como Dios estaba diciéndolas. El relato no significa esto, aunque Dios correctamente nos dio cada elemento. Satanás quiere poner la Palabra de Dios en un estado de no ser autoridad sobre uno.

Génesis 3:4 Entonces la serpiente dijo a la mujer: No moriréis; 5 sino que sabe Dios que el día que comáis de él, serán abiertos vuestros ojos, y seréis como Dios, sabiendo el bien y el mal.

Satanás tomó dos puntos de ataque contra Dios. 1) Contradijo la certeza de una proclamación de Dios y 2) impugnó la integridad de Dios por atribuirle malos motivos de corazón con su trato con el hombre. Primero, Dios no dijo que la muerte física iba a caer de inmediato, y segundo, contradijo el amor de Dios, que hasta este punto Adán y Eva habían visto nada más la bondad de Dios en su trato con ellos. Pero por “pensar mal” hacia Dios, causó la caída de la humanidad al pecado.

El Hombre contra la Autoridad

Hebreos 12:15 Mirad bien, no sea que alguno deje de alcanzar la gracia de Dios; que, brotando alguna raíz de amargura, os estorbe, y por ella muchos sean contaminados;

O sea, Satanás usa amargura en contra de la autoridad de Dios para causar humanos de caer. Esto vemos muchas veces en movimientos erróneos. Toman un punto de Dios, como uno de sus hechos, y por ellos juzgando a Dios con sus mentes pecaminosas, no entran en la salvación. También con esto, contaminan a muchos por sus ideas perversas y distorsionadas sobre el carácter o los hechos de Dios. Dios como Creador no puede ser puesto en tribunal por sus criaturas. Si Dios quiere dar la experiencia de las riquezas de Salomón a una de sus criaturas, o la pésima experiencia de Job al otro, es su prerrogativa de hacerlo como Dios quiere. Ni debemos tratar de juzgarle, ni debemos murmurar en contra de lo que Dios manda.

Muchos proclaman que, “tenemos la autoridad de Dios”

Mateo 7:21 No todo el que me dice: Señor, Señor, entrará en el reino de los cielos, sino el que hace la voluntad de mi Padre que está en los cielos. 22 Muchos me dirán en aquel día: Señor, Señor, ¿no profetizamos en tu nombre, y en tu nombre echamos fuera demonios, y en tu nombre hicimos muchos milagros? 23 Y entonces les declararé: Nunca os conocí; apartaos de mí, hacedores de maldad.

La situación aquí es que estas personas proclamaban de ser ministros de Dios, y para convencer la gente de ello, indicaban a tres evidencias que deben demostrar que son de Dios o que vienen en el nombre de Dios y con la autoridad de Dios. 1) Profetizan o predican en el nombre de Dios. 2) Pueden echar afuera demonios de la gente. 3) Hacen milagros.

Pero ningún de ellos es garantía de tener la autoridad de Dios. Jesús regañó a ellos declarando que la evidencia que uno tiene la autoridad de Dios es que hace la voluntad de Dios el Padre.

Pero a la verdad, los fundamentalistas son diferentes de estos tipos. No tenemos la autoridad de Dios. La autoridad de Dios nos tiene. Dios por su autoridad nos controla en cuanto de nuestra conducta y doctrina. Nos guía en cada paso de nuestros ministerios y nos limita y nos dicta cómo y qué decir y hacer.

Cuando estos tipos dicen que tienen la autoridad de Dios atrás de lo que ellos dicen, enseñan y hacen, es una justificación y obligación para que todos obedezcan a ellos. Pero un fundamentalista, en cambio, no quiere controlar a otros, sino dirige a ellos a Cristo, de obedecer la voluntad de Dios el Padre, y de seguir la voz del Espíritu Santo. La diferencia es que Dios controla uno o gente que hacen lo que quieren usan Dios para sus propios propósitos.

Para aclarar, el fariseismo es lo mismo de los falsos profetas de nuestro día, en qué quieren esclavizar a los hermanos para obedecer a estos falsos, y claro motivos de ganarse dinero del asunto no debe ser lejos de sus objetivos.

¿Cómo es el ser controlado por Dios

Gálatas 5:16 Digo, pues: Andad en el Espíritu, y no satisfagáis los deseos de la carne. 17 Porque el deseo de la carne es contra el Espíritu, y el del Espíritu es contra la carne; y éstos se oponen entre sí, para que no hagáis lo que quisiereis.

Primero, malos ministros deciden lo que quieren hacer, y luego buscan justificación en la Biblia, algo que se pueden usar para convencer a su gente de apoyarles y que ellos pueden usar para obligar a sus seguidores de obedecerles.

Ni a nuestros deseos carnales ni las locuras de nuestros líderes es lo que significa andar en el Espíritu. Alguien andando en el Espíritu tiene el enfoque en la eternidad y no en ganarse fama, prestigio ni riquezas en este mundo.

La Diferencia entre un Fundamentalista y un Liberal

El fundamentalismo es una forma de ver las Escrituras con la autoridad que Dios impone en ellos. Aunque hay pasajes difíciles de entender correctamente, el sentido en el contexto histórico es lo que define y explica a un texto. Para un liberal, las Escrituras son solamente una mención del tema, y él mismo tiene que sentir algo hacia el pasaje para que signifique algo realmente.

2 Corintios 6:17 Por lo cual, Salid de en medio de ellos, y apartaos, dice el Señor, Y no toquéis lo inmundo; Y yo os recibiré,

Para fundamentalistas, quieren ni ser parte de gente liberal ni de grupos liberales. Les importa la doctrina y conducta de la gente con quien asocian. Ni hay beneficios de ser metido en estos grupos y asociaciones liberales, ni hay razón de prestarse a trabajar o tener comunión con gente que realmente obran en contra de Cristo.

La Vida bajo un Manipulador

Jeremías 23:4 Y pondré sobre ellas pastores que las apacienten; y no temerán más, ni se amedrentarán, ni serán menoscabadas, dice Jehová.

El trabajo valido delante de Dios (de apacentar el rebaño de Dios) es puesto en contraste con los manipuladores: (1) que causan temor. Que es de ser espantado, movido por presión exterior en lugar de amor por Dios.  (2) De ser amedrentado que es acabado por excesivo trabajo y labor. Y es de postrarse por la amenaza de violencia y presión. (3) De ser menoscabados es de ser gobernado en exceso, que no hay servicio por amor sino obligación presionada.

El Perfil de un Liberal

La mayoría de la gente ven la vida y las Escrituras como en 3 clases, 1) el dogma que es esencial para el cristianismo, 2) la doctrina que son cosas muy importantes pero un grado menor que dogma, y 3) las opiniones que son cómo uno ve algo y no necesariamente equivocación ni dogma ni doctrina. Liberales echan afuera las primeras dos categorías y todo es algo de su opinión. Han cambiado la autoridad de Dios para su propia opinión. Un verdadero fundamentalista va a discernir cuando algo ni es dogma ni doctrina, y es una diferencia de opinión con otro que no tiene que ser asunto de romper la comunión.

Liberales hoy en día ni entienden la transformación de la salvación ni lo que uno hace o cree para ser salvo. Para ellos, gente que les aceptan común con ellos son cristianos.

Download “ort07-cox-fundamentalismo-y-la-autoridad-de-dios-v1.pdf”

ort07-cox-fundamentalismo-y-la-autoridad-de-dios-v1.pdf – Downloaded 33 times – 130 KB

Más Folletos sobre la Ortodoxia