doct25 Jesús como Nuestro Patrón Moral

Doct25 Jesus como nuestro Patron Moral
Doct25 Jesus como nuestro Patron Moral
doct25-cox-jesus-como-patron-moral-v1.1.pdf
Version: 1.1
175.1 KiB
374 Downloads
Details

doct25-jesus-como-nuestro-patron-moralJesús como Nuestro Patrón Moral

POR DAVID COX

Revisión gramatical: Luis Flores E.

[doct25] v1.1 ©2014 www.folletosytratados.com
Se puede fotocopiar e imprimir libremente este folleto

Sed, pues, imitadores de Dios como hijos amados. Efesios 5:1

La Biblia deja muy en claro, que el carácter de Dios es bastante diferente al común de la humanidad (Él es santo, es separado), y también pretende que cambiemos nuestro carácter pecaminoso para que seamos como Dios. La salvación es cuestión de nuestro pecado (es una forma de vida que Dios no aprueba), y esa salvación es un procedimiento en el cual Dios modifica los efectos penales totalmente, e impone otra conducta moral. La Biblia habla mucho sobre esta conducta (calificada como justicia), que impugna el comportamiento erróneo (pecado), frenándonos a seguir cometiéndolo.

Muchos grupos ven esto como “la perfección” o la “santidad”. Pero es solamente una parte de la salvación, la cual debe ocurrir después que la hemos entendido bien, y teniendo al menos un poco de crecimiento espiritual y de conocimiento.

Debemos imitar a Jesús

Pedro 2:21Pues para esto fuisteis llamados; porque también Cristo padeció por nosotros, dejándonos ejemplo, para que sigáis sus pisadas;
Juan 2:6 El que dice que permanece en él, debe andar como él anduvo. Dios posicionó a Jesús como ejemplo moral para que toda la humanidad lo imitara. Si Jesús es nuestro patrón moral, entonces debemos tener la mente bien dirigida a ese blanco. ¿Cómo quiere Dios que seamos?. Jesús nos es presentado en muchos aspectos, y en este folleto daremos un vistazo a este asunto.

Cor 3:18 Por tanto, nosotros todos, mirando a cara descubierta como en un espejo la gloria del Señor,somos transformados de gloria en gloria en la misma imagen, como por el Espíritu del Señor.

Nuestra santificación se desarrolla por medio de nuestra meditación en la persona y carácter “del Señor” (Jesús). Y siendo Él, el objeto de nuestro amor, es también nuestra guía y ejemplo moral. Cómo es Jesús, debemos esforzarnos en ser.

Jesús buscó la Voluntad del Padre

Luc 22:42 diciendo: Padre, si quieres, pasa de mí esta copa; pero no se haga mi voluntad, sino la tuya.

La primera observación del carácter de Jesús es su dedicación y pasión hacia la voluntad de Dios el Padre. Es singular en su vida. Siendo Dios mismo, Él, por su propia voluntad, formaba parte de esa voluntad divina. Pero como ejemplo nuestro, la Biblia indica muy claro que Jesús rindió su voluntad para entregarse totalmente a los deseos de Dios el Padre. Imitemos esto. En lugar de cavilar dilemas de lógica, veamos esto como un ejemplo, es decir, Dios nos puso estos elementos, para que sigamos a Jesús en nuestra vida tal como Él era.

Juan 4:34 Jesús les dijo: Mi comida es que haga la voluntad del que me envió, y que acabe su obra.

Lo fundamentalmente diferente entre Jesucristo y la humanidad, es que cada uno incita su voluntad, sus deseos, sus propias metas, busca la prioridad de su vida. Poca gente entiende como servir a otros, COMPLACIENDO AL OTRO Y NO A SÍ MISMO.

Jesús usó su Vida para la Obra de Dios

El ejemplo de Jesús es que no tuvo ningún plan o meta mientras estuvo en la tierra, solo hizo lo que el Padre le pidió hacer. Cada creyente debe empezar por rendirse a sí mismo, antes de seguir a Cristo.

Mateo 16:24 Entonces Jesús dijo a sus discípulos: Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, y tome su cruz, y sígame.

No puedes ser de utilidad al Señor mientras sitúes tus propios planes como algo más importante, o al mismo nivel de los planes de Dios.

Cuando una persona realmente toma en serio a Dios, abandona totalmente su vida para realizar cualquier cosa que Dios quiera de él, entonces, uno ya se encuentra listo para que Dios le llame al servicio o ministerio para Dios. Sin esta condición de sometimiento y rendición, no hay posibilidad de llamamiento.

Jesús evangelizaba en gran manera

Luc 4:18 Espíritu del Señor está sobre mí, Por cuanto me ha ungido para dar buenas nuevas a los pobres…43 Pero él les dijo: Es necesario que también a otras ciudades anuncie el evangelio del reino de Dios; porque para esto he sido enviado.
Luc 8:1 Aconteció después, que Jesús iba por todas las ciudades y aldeas, predicando y anunciando el evangelio del reino de Dios, y los doce con él,

Aunque el ministerio de Jesucristo era diferente en ciertos aspectos, hay un fundamento central. Jesús concentró su vida en evangelizar (anunciando la salvación). Era su pasión, y era lo que buscaba constantemente entre otros eventos y prioridades. Sanaba y visitaba enfermos, comía con la gente y enseñaba sobre el reino, pero siempre sin dejar de evangelizar. Este es el ejemplo que nos legó.

Jesús iba donde se encontraban las masas y siempre hablaba a cualquier persona sobre la salvación y su necesidad de la misma. Jesús era directo en su presentación, escrutando el estado del pecador, y siempre enfocándolo en el Salvador.

Nadie era demasiado “perdido” para Jesús Él habló a Samaritanos (personas rechazadas), a prostitutas, a los malos del mundo de los negocios (los publicanos), y expulsó demonios de personas perdidas para muchos. El punto más importante es que el evangelio fue “el aliento de su vida.

Jesús era ejemplar

Mateo 5:16 Así alumbre vuestra luz delante de los hombres, para que vean vuestras buenas obras, y glorifiquen a vuestro Padre que está en los cielos.

Para Jesús, su testimonio personal, su forma de pensar, de vivir la vida y su evangelismo, todo eso surgió con un solo propósito, el Evangelio.

Simplemente podemos explicar esto así: Jesús usó su vida, sus incidentes y circunstancias, para ser manejados por Dios de acuerdo a su voluntad. En lugar de disfrutar la vida o buscar fines adulatorios o de grandeza, se humilló para ser una herramienta en las manos de Dios y cumplir con Su gran obra.

A muchos cristianos les consuela saber que su camino es el cielo, pero viven como si nada hubiera después de la muerte. Sus preparación y trabajo para atesorar coronas y premios en el cielo es nulo. Viven asidos tan fuertemente a esta tierra, que si un ángel viene a levantarlos al cielo, encontrará mil cadenas materiales que nunca entrarán en el cielo: casas, dienro, ropa, negocios, Etc.…

Jesús tuvo compasión

Marcos 6:34 Y salió Jesús y vio una gran multitud, y tuvo compasión de ellos, porque eran como ovejas que no tenían pastor; y comenzó a enseñarles muchas cosas. Mat 9:36 Y al ver las multitudes, tuvo compasión de ellas; porque estaban desamparadas y dispersas como ovejas que no tienen pastor.

Es importante el carácter “compasivo” de Jesús, porque guardaba simpatía, misericordia, afección y lástima hacia la gente, además de un gran deseo de ayudarles. Jesús vivió esas profundas emociones, porque las personas tenían graves problemas y carecían de ayuda y solución a los mismos, tuvieron hambre y les dio pan, aunque en estos versículos, el enfoque fue mucho más específico.

La compasión, piedad y simpatía de Jesús para la gente, tenía el gran propósito de que anduvieran en el camino de Dios para que se aliviaran todos sus problemas.

Jesús tuvo mansedumbre

Cor 10:1 ​Yo Pablo os ruego por la mansedumbre y ternura de Cristo

Aunque Jesús es Dios, y un día ha de regresar con fuerza y denuedo para juzgar, su manera de ser es suave y tierna con las personas (exceptos con los rebeldes y soberbios). Asimismo, tenemos que reverenciarle por su fuerza, debemos imitar esa tierna afección con los que se duelen.

Jesús tuvo celos

Juan 2:17 Entonces se acordaron sus discípulos que está escrito: El celo de tu casa me consume.

Celos” habla del ardor con qué intensamente uno hace o siente acerca de algo.Apo 3:16 Pero por cuanto eres tibio, y no frío ni caliente, te vomitaré de mi boca. Jesús vivió su vida para un solo propósito, glorificar al Padre “haciéndole su Dios”. Excluyendo ídolos y prioridades en su vida.Fue consumido en ello. Jesús no vacilaba en su marcha en pos de la voluntad del Señor. Debemos dedicar nuestras vidas a Dios… Él lo merece.

Jesús era santo y justo

Hechos 3:14 Mas vosotros negasteis al Santo y al Justo, y pedisteis que se os diese un homicida, El carácter de Jesús es un perfecto ejemplo de la santidad y la justicia. Justicia es hacer lo que uno debe, lo opuesto es el pecado. Aunque Jesús es manso, su ardor armoniza con su celo. Y se manifiesta en un gran deseo para que la justicia de Dios se haga. Esto se fomenta al ser apartado de Dios (santo), separado del mundo pecador.

Jesús amaba

Gál 2:20 Con Cristo « estoy juntamente crucificado,» y ya no vivo yo, mas vive Cristo en mí; y lo que ahora vivo en la carne, lo vivo en la fe del Hijo de Dios, el cual me amó y se entregó a sí mismo por mí.

No hay más grande manifestación del amor, en que una persona sacrifique su propia vida por otra persona. El amor es “mi sacrificio para tu beneficio”. Cuando el sacrificio es lo máximo, el amor lo es también. El amor de Jesús por nosotros es la motivación por la que Jesús vino, e hizo lo que debió. Esto es lo que explica todo.

Realmente no servimos a Cristo, ni ayudamos a nuestros hermanos en Cristo, ni al mundo, porque no tenemos idea del verdadero amor. Si tuviéramos algo de ese amor, se manifestaría por medio de grandes esfuerzos en el evangelismo, en el celo de llevar gente a la voluntad de Dios, y en la oración, que sirve para cumplir algo real.

Jesús utilizó la oración

Luc 6:12 ​En aquellos días él fue al monte a orar, y pasó la noche orando a Dios.
Heb 5:7 ​Y Cristo, en los días de su carne, ofreciendo ruegos y súplicas con gran clamor y lágrimas al que le podía librar de la muerte, fue oído a causa de su temor reverente.

Lo que distingue las oraciones de Jesús no es sorpresivo ahora que hemos visto lo anterior. La intensidad, la dedicación, la empatía y fuerza espiritual, es lo que marca a Jesús como poderoso y diferente a los demás en el trance de la oración.

Una respuesta a “doct25 Jesús como Nuestro Patrón Moral”

  1. Dios les bendiga: Me gustaría saber de qué manera puedo obtrner folletos para evangelizar, espero su pronta respuesta, gracias.

Comentarios cerrados.