salv05 ¿Por qué leer la Biblia?

Este folleto explica y exhorta porque debemos leer la Biblia.

¿Por qué leer la Biblia?
Razones espirituales

Leer la Biblia
Por David Cox
[salv05] v1 ©2005 www.folletosytratados.com
Se puede fotocopiar e imprimir libremente este folleto

Que me buscan cada día, y quieren saber mis caminos, como gente que hubiese hecho justicia, y que no hubiese dejado la ley de su Dios; me piden justos juicios, y quieren acercarse a Dios. Isaías 58:2

Como cristiano, ¿Por qué debo leer y estudiar la Biblia? A veces cristianos me preguntan esto. Otras veces hablo con personas y veo tiene muy poca importancia en su vida de leer y estudiar la Biblia. Como pastor, veo el desastre de sus vidas. Pero también veo la relación entre su poca importancia para Dios, para Su obra, y Su Palabra, y el desastre de sus vidas como resultado de esto.

Dios nos ha dado una ventaja en contra del diablo, sus demonios, los malvados hombres que quieren que pequemos, y nuestra naturaleza pecaminosa. Esta ventaja es en la Palabra de Dios, las Sagradas Escrituras. Podamos verlo así, que somos niños sucios, y la Palabra es el jabón, y el Espíritu Santo es el agua. ¡Límpiate!

Toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia, a fin de que el hombre de Dios sea perfecto, enteramente preparado para toda buena obra. 2° Timoteo 3:16-17



Para conocer mejor nuestro Redentor:

Escudriñad las Escrituras: porque a vosotros os parece que en ellas tenéis la vida eterna; y ellas son las que dan testimonio de mi. Juan 5:39 Según 1 Juan 5:11-12, nuestra salvación (la vida eterna) se base en una sola cosa, de conocer personalmente a Jesucristo, nuestro Salvador. Si el conocer al Jesucristo, y tener relación con Él es la salvación, no debemos equivocarnos en menospreciar nuestra relación con Él.

Hebreos 10:29 ¿Cuánto mayor castigo pensáis que merecerá el que pisoteare al Hijo de Dios, y tuviere por inmunda la sangre del pacto en la cual fue santificado, e hiciere afrenta al Espíritu de gracia?

O sea, debemos ampliar, profundizar, y cuidar esta relación para gozar todo lo que podamos de la salvación y para que Dios no nos castigue por el pecado que hacemos después que somos salvo. Romanos 8:1 dice que no hay ninguna condenación para el cristiano (que anda en el Espíritu y no en la carne, o sea, esforzándose). Pero también según Hebreos 12 , es muy claro que en amor Dios castiga a Sus hijos por sus pecados para purificarles y presentarles a Él mismo sin mancha ni arruga ni cosa semejante.

Efesios 5:26 para santificarla, habiéndola purificado en el lavamiento del agua por la palabra, 27 a fin de presentársela a sí mismo, una iglesia gloriosa, que no tuviese mancha ni arruga ni cosa semejante, sino que fuese santa y sin mancha.




Para ser aprobado delante de Dios:

2° Tim. 2:15 Procura con diligencia presentarte a Dios aprobado, como obrero que no tiene de qué avergonzarse, que usa bien la palabra de verdad.

Debemos esforzarnos para buscar ser aprobado delante de Dios. Aunque podamos asegurarnos que somos salvos (1 Juan 5:13), de agradar a Dios como hijo Suyo no es tan simple. Además de no esforzarnos en esto de saber, entender, y obedecer la Palabra de Dios es igual de idolatría y brujería (adivinación) según 1 Samuel 15:22-23. Dice que Dios se complace con el obedecer, el prestar atención. Dios lo ve como adoración a otro dios (idolatría) si somos rebeldes o obstinados (no atentos a Él).



Para aumentar nuestra fe:

A fin de cuentas la fe, y su evidencia en nuestras vidas (que es la obediencia a la Palabra y voluntad de Dios) es la única cosa que nos toca relacionada con nuestra salvación. Pero uno pregunta, “quiero fe, pero ¿Cómo aumentaré mi fe? ¿Cómo la hago crecer?” La respuesta es por la Palabra de Dios.

Romanos 10:17 Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios.

Hebreos 4:2 Porque también a nosotros se nos ha anunciado la buena nueva como a ellos; pero no les aprovechó el oír la palabra, por no ir acompañada de fe en los que la oyeron.

O sea, si oímos la Palabra de Dios, y usamos la poca fe que podamos tener, Dios lo aumentará más. ¡Dios está restringido en crecer nuestra fe si rehusamos de leer, estudiar, y sentarnos bajo la predicación y enseñanza de la Palabra de Dios!



Para limpiarnos de nuestros pecados:

Nuestro pecado es el problema que la salvación remedia. Hay uno de dos cosas, quieres el problema con todo que va con ello, o quieres la solución con todo que va con ella. No hay otro. Si quieres la salvación del infierno, también con esta salvación quieres quitar el pecado de tu vida ahora en esta vida. La única forma de lograr esto es por una seria relación con la Palabra de Dios. Juan 15:3 Ya vosotros estáis limpios por la palabra que os he hablado. Juan 17:17 Santifícalos en tu verdad; tu palabra es verdad. Salmo 119:11 En mi corazón he guardado tus dichos, Para no pecar contra ti. Esta relación seria con la Palabra de Dios es lo que nos limpia, el oírla y obedecerla.



Sugerencias para honrar la Palabra de Dios:

Primero debemos poner una prioridad sobre la Palabra de Dios en nuestras vidas. Por esto quiero decir que escuchamos, somos atentos a ella, la estudiamos, la memorizamos, y sobre todo, aprendemos de la Palabra y lo que aprendemos, ponemos en práctica diariamente. Cuando alguien lea la Palabra, somos atentos, sin hablar con nuestro vecino, sin estar distraído, pero atento a lo que dice. Necesitamos exaltar la Palabra de Dios en nuestras vidas. Debemos leer la Biblia diariamente. Es la forma en que Dios nos habla. Pero también, aparte de leerla, debemos estudiar la palabra de Dios usando un cuaderno para grabar las cosas que aprendemos, y repasarlas de vez en cuando.

Dios nos ha dado una ventaja en organizar servicios en iglesias cada domingo para estudiar la Biblia con alguien que es más avanzado o maduro en la fe, que se dedica a estudiar seriamente la Palabra y explicarla a los hermanos. Entonces siempre debemos estar presentes en todos los servicios cada semana de nuestra iglesia para aprovecharnos de lo que Dios ha provisto. Es importante de ver que esto de escuchar y entender la Palabra de Dios es una actividad espiritual, y de mucha importancia en nuestras vidas espirituales. Debemos llegar unos cinco o diez minutos antes del servicio, y calmar nuestras mentes para recibir Dios nos manda para este día de Su Palabra.

No debemos venir con las distracciones de hambre ni de tener sueño. Además debemos sentarnos más adelante para escuchar bien, y para ser lo más atento a lo que es dicho posible. Un cuaderno es útil para tomar apuntes, y debemos cultivar una relación con los que predican para preguntarles aclaraciones sobre puntos que no entendimos.



Para que seamos fuertes espiritualmente:

Muchas veces los cristianos quejan que no tienen victoria en sus vidas sobre el pecado, el diablo, y su propia carne pecaminosa. Esta queja es realmente en contra de Dios como qué si Dios no había provisto la fuerza espiritual para que podamos vencer. Pero Dios sí ha provisto, pero no tomamos ventaja de lo que Dios nos ha dado. 1° Juan 2:14… Os he escrito a vosotros, jóvenes, porque sois fuertes, y la palabra de Dios permanece en vosotros, y habéis vencido al maligno.



Para fuerza en nuestras oraciones:

1° Juan 5:14 Y ésta es la confianza que tenemos en él, que si pedimos alguna cosa conforme a su voluntad, él nos oye. 15 Y si sabemos que él nos oye en cualquiera cosa que pidamos, sabemos que tenemos las peticiones que le hayamos hecho.

Hay dos puntos importantes aquí en edificar una vida de oración que es eficaz, (1) saber que es la voluntad de Dios, y (2) pedirla todo conforme a la voluntad de Dios. Haciendo esto, Dios nos concede nuestras peticiones. Pero ¿Cómo vamos a saber la voluntad de Dios si no estudiamos la Biblia? Simplemente es imposible. De alta prioridad en nuestras vidas es el estudio de la Palabra de Dios.



Mas de Deuteronomio

Deuteronomio 11:18 Por tanto, pondréis estas mis palabras en vuestro corazón y en vuestra alma, y las ataréis como señal en vuestra mano, y serán por frontales entre vuestros ojos. 19 Y las enseñaréis a vuestros hijos, hablando de ellas cuando te sientes en tu casa, cuando andes por el camino, cuando te acuestes, y cuando te levantes,

20 y las escribirás en los postes de tu casa, y en tus puertas;21 para que sean vuestros días, y los días de vuestros hijos, tan numerosos sobre la tierra que Jehová juró a vuestros padres que les había de dar, como los días de los cielos sobre la tierra.

22 Porque si guardareis cuidadosamente todos estos mandamientos que yo os prescribo para que los cumpláis, y si amareis a Jehová vuestro Dios, andando en todos sus caminos, y siguiéndole a él,

23 Jehová también echará de delante de vosotros a todas estas naciones, y desposeeréis naciones grandes y más poderosas que vosotros.

Dios prometió a Israel victoria en sus luchas de la vida si solamente honran la Palabra de Dios por imponerla en toda su vida entera.



Para encontrar el gozo y paz:

Salmo 119:165 Mucha paz tienen los que aman tu ley, Y no hay para ellos tropiezo. Isaías 26:3 Tú guardarás en completa paz a aquel cuyo pensamiento en ti persevera; porque en ti ha confiado.

Juan 17:13 Pero ahora voy a ti; y hablo esto en el mundo, para que tengan mi gozo cumplido en sí mismos. 14 Yo les he dado tu palabra; y el mundo los aborreció, porque no son del mundo, como tampoco yo soy del mundo. 15 No ruego que los quites del mundo, sino que los guardes del mal… 17 Santifícalos en tu verdad; tu palabra es verdad.

La única forma de encontrar paz y gozo en nuestras vidas es en obedecer y servir al Señor, que viene por conocer y entender Su palabra, y obedecerla.



Para guiarnos en las decisiones de la vida:

Salmo 119:105 Lámpara es a mis pies tu palabra, Y lumbrera a mi camino. Afortunada es quien que ha encontrado la guía de Dios.

Debemos buscamos la ayuda del Espíritu de Dios de usar Su Palabra para guiar nuestras vidas.



Para ser prosperado en nuestro camino:

Josué 1:8 Nunca se apartará de tu boca este libro de la ley, sino que de día y de noche meditarás en él, para que guardes y hagas conforme a todo lo que en él está escrito; porque entonces harás prosperar tu camino, y todo te saldrá bien. 9 Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente; no temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo en dondequiera que vayas.

Dios pone la razón mayor así, para que obedezcamos la voluntad de Dios y nos va bien.

La Biblia nos presenta que nuestras vidas son una batalla espiritual, entre las fuerzas de Dios, y las fuerzas del diablo. Mientras que hay muchas formas en que Satanás impone pecado en nuestras vidas, hay una sola forma que Dios nos limpia, y esto es por su Palabra. Para el cristiano que no se enamora con su Biblia, no hay nada delante de él menos tristeza, destrucción, problemas, y dolor. Para el cristiano que aprende temprano y con mucho gusto de estudiar su Biblia y sacar las riquezas espirituales que hay allí, tiene la bendición de Dios sobre toda su vida.




Salv05-cox-porque leer biblia
Salv05-cox-porque leer biblia
salv05-cox-porque-leer-biblia-v1_1.pdf
Version: 1.1
244.1 KiB
849 Downloads
Detalles
Salv05 porque leer Biblia
Salv05 porque leer Biblia
salv05-cox-porque-leer-biblia-v1_1-RVG-min.pdf
Version: 1.1
66.7 KiB
113 Downloads
Detalles